junio 21, 2018

Datándonos del Barroco y la época de Maria Antonieta, el Maximalismo surge para dejar a un lado lo que desde los 60s fue el Minimalismo, haciendo contraposición a este mismo. Como forma de expresión en la que “más es más” busca crear armonía al mezclar diferentes formas, patrones, colores y estilos.

Desde lo más antiguo a lo más futurista, el Maximalismo abre una ventana a lo ecléctico, lo ostentoso y lo complejo. Siendo de gusto para muchos, esta tendencia de arte, arquitectura, estilo y personalidad ha estado a la vanguardia y sido representada en las múltiples formas de expresión que en las artes y el día a día se suelen encontrar. La icónica película Maria Antonieta de Sofia Coppola es uno de los ejemplos más famosos de la cultura pop al respecto. 

Muchas personas piensan que el Minimalismo –con todo respeto-  es muy aburrido, deja demasiado espacio para poquísimas cosas, desaprovechando estructuras y conceptos, reduciendo lo que puede ser algo increíble en una cosa tan simple que puede llegar a significar nada.

Para el otro bando, los extremistas, los ostentosos, los brillantistas, los amantes del todo a la vez, el Maximalismo es la expresión pura de lo significante. Con creadores renombrados como Sasha Bikoff, Custo Barcelona, Gao Minglu, Frank Zappa o David Foster Wallace en diferentes areas de expresión artística y composición este estilo es un mix de múltiples expresiones, nosotros vivimos para que esta sea tu voz.

A esto le llamamos Maximalistas.


Dejar un comentario

Los comentarios se aprobarán antes de mostrarse.

únete a nuestra comunidad